5 pasos para escribir contenido digno de la 1ª página de Google

Conforme años pasan y el mundo se digitaliza, los clientes también han cambiado su forma de pedir información e interactuar con las empresas, ahora los especialistas en marketing tenemos una multitud de canales que probar, evaluar y optimizar, incluyendo las redes sociales, las estrategias de emailing, la generación de videos entre muchos otros.

La super especialización de las técnicas de comunicación ha afectado especialmente la forma en la que las empresas venden. Los clientes clientes han pasado de revisar de pesados catálogos impresos de innumerables proveedores por una conducta más inmediata que les permite revisar sólo diez resultados.

Estos diez resultados ya vienen organizados por Google gracias a sus múltiples algoritmos, que depuran la información de cada página y le dan a su usuario la respuesta más probable a lo que busca o en este caso, el proveedor más apropiado para realizar la compra.

Una de las mejores formas para captar la atención de Google y de nuestros usuarios es a través de la generación de contenidos que aporten algo a nuestros clientes, por lo que la escritura de blogs y creación de videos ha pasado de ser un nice to have en las empresas a ser una necesidad de negocios.

Según el último reporte del Content Marketing Institute, las empresas B2B convertirán la generación de contenidos como una de sus prioridades para aumentar sus ventas por los siguientes 12 meses, y esto va para empresas pequeñas, medianas y grandes por igual.

Tener que redactar o ilustrar ebooks puede sonar cansado y atemorizante en el mejor de los casos para cualquier persona o empresa que está apunto de embarcarse en este viaje. Incluso si eres una persona con experiencia en hacerlo puedes bloquearte sobre cómo redactar tu siguiente nota.

Para abordar el problema de frente te quiero compartir 5 consejos para que siempre tengas una estructura para que escribas temas que llamen la atención de tus clientes y que Google encuentre tu contenido interesante y digno de la primera página.

Esta es una estructura que a mi me ha ayudado durante mi tiempo generando desde textos para la página de inicio, las descripciones de productos o servicios o notas de blog con más de 100 empresas que ahora se encuentran en primera página:

1. Genera contenido útil

El objetivo en cualquier estrategia de marketing de contenidos es ayudar al cliente a resolver un problema, por lo que lo primero que debes hacer es dejar atrás la mentalidad “si les entrego lo que sé gratis, entonces nadie me va a contratar”. Este es el enemigo número uno contra el que hemos luchado en los 6 países donde trabajamos.

Los dueños de empresas y profesionistas independientes tienen miedo que si sus clientes conocen la forma en la que hacen las cosas, dejarán de contratarlos y lo harán ellos mismos; incluso peor, si algún desconocido conociera cómo trabajan, podrían copiarles la idea y hacerles la competencia.

¿Cómo superar este miedo?

Mientras que estos miedos son justificados, la verdad es que los tiempos han cambiado, hoy en día las personas tienen el conocimiento al alcance de sus manos y si no lo obtienen de ti, lo obtendrán de otra persona. Sin embargo si se enteran gracias a ti, sabrán que tú eres un experto en el tema y serás la primera persona que contraten cuando algo se les complique.

Para ponerlo de un modo simple, pensemos en el programa de Discovery Channel “Así se hace”, que es un programa que explora cómo distintas empresas hacen sus productos, desde dulces, parabrisas y microchips de computadora.

Programa: Así se hacen de Discovery Channel

Este programa tiene tanto éxito que ha sido transmitido por años, en decenas de países. Yo he sido fanático de este programa y varios otros con la misma temática por años y nunca, sin importar lo que hayan construido en el programa he pensado “¿y por qué no pongo una fábrica de microchips?”.

De la misma forma, las personas que leen un artículo de blog no saldrán corriendo a abrir una oficina o una planta productora para hacerte la competencia, aún si vendes comida y te roban la receta, ¿por qué? Porque tú ya has tenido una curva de aprendizaje que hará que nadie más pueda replicar lo que tú haces.

La era de las recetas secretas ha terminado. Pierde el miedo y entrega las soluciones a tus clientes.

2. Utiliza títulos ganadores

Se dice que cuando se escribe un texto, se utiliza el 60% del tiempo en escribir el título.

Todos los artículos necesitan un título. Es lo que dirá a tus lectores sobre qué están a punto de leer y si es lo que buscan o no.

Si tu título es malo, las personas no entrarán a leerlo sin importar qué tan bueno sea el contenido. Por otra parte, si el título de tu artículo es bueno, cuando llegue a la primera página de Google, sin importar si estás en 1er o 6º lugar de los resultados, tu artículo generará una gran cantidad de visitas porque destacará del resto.

El título es tan importante que algunos escritores redactan hasta 5 títulos tentativos antes de encontrar el correcto para su nota.

¿Cómo escribir mi primer título?

Si estás comenzando a escribir artículos y deseas un consejo que no puede fallar, te recomiendo que utilices títulos con números, por ejemplo: “3 formas para X”, “5 pasos para Y” o “8 maneras para Z”.

Los artículos que contienen números son más compartidos a través de redes sociales como Facebook y Twitter. Esto ocurre porque las personas saben que verán cinco encabezados fáciles de leer, por lo que no tendrán que leer cada párrafo que escribiste para conocer lo que les estás queriendo decir, sino que simplemente podrán hacer scroll buscando los puntos destacados y sin leer el resto.

Quiero añadir que el título también te ayudará a mantenerte en el tema sobre el que estás escribiendo, ya que a veces nuestra mente tiende a divagar. Por ejemplo, si tu título es “¿Cómo resolver el hambre mundial?” en el momento de editar siempre podrás preguntarte “¿este párrafo realmente ayuda a explicar cómo resolver el hambre mundial?” si lo hace, adelante, déjalo; si habla sobre otro tema, será momento de editarlo o recortarlo por completo.

Si quieres conocer más sobre cómo escribir un artículo realmente vendedor también te recomiendo leer este artículo de Hubspot.

3. Optimiza tus palabras clave

Cuando comencé a redactar contenidos para su posicionamiento en Google, lo que más me preocupaba era que la palabra clave por la que estaba intentando rankear se encontrara en todos lados. Era imposible no verla en cada dos o tres párrafos de texto, lo que ocasionaba que la lectura fuera complicada y redundante, sin embargo tenía la ilusión de que si hacía esto, la nota sería mejor evaluada por los algoritmos de Google y de alguna forma me premiarían con mejores posiciones.

Años después aprendí que atascar un artículo de palabras clave era un error catastrófico, puesto que si bien los algoritmos encontraban que el contenido tenía el potencial para posicionarse, los lectores pasaban poco tiempo leyendo mi nota, pues era una lectura complicada, así que se aburrían y la abandonaban, lo que aumentaba el rebote a la página y Google la penalizaba por eso.

¿Cómo debo usar las palabras clave?

Mi recomendación es que utilices un par de veces tu palabra clave y después utilices su semántica, es decir, si quieres posicionarte por botas industriales, puedes utilizar utilizar palabras relacionadas de forma más amplia como: “botas para la industria”, o sinónimos como: “botas de trabajo”.

No temas si no parece que dice lo mismo, a través de años de refinamiento de sus algoritmos, los programadores han logrado que Google detecte sinónimos y palabras relacionadas, lo que ayuda no solo a que tu texto sea más fácil de leer, sino que Google lo mantenga en el contexto semántico que necesitas para que se posicione.

Además, utilizar sinónimos te ayuda a que Google no sospechen que estás intentando rellenar el texto de palabras clave de forma maliciosa, también llamado stuffing, y penalice tu nota.

Piensa en la experiencia de tus lectores al leer tu artículo antes de pensar en cómo rankear en Google y verás una fuerte mejora en el tráfico orgánico y en el tráfico de redes sociales.

4. Enlaces externos

A nadie le gusta las personas que quieren acaparar la atención y Google no es la excepción. Cuando los algoritmos de Google detectan que una página no tiene enlaces hacia otros sitios, considera que estás siendo egoísta y no quieres compartir a tus visitantes con nadie más.

La creación de enlaces hacia otros sitios web es comúnmente omitida por los redactores de contenido y sus consecuencias pueden ser graves. Recordemos que cuando generaron los primeros algoritmos de Google, estos fueron programados para simular un artículo de investigación, mientras más fuentes de información tenga, más creíble se vuelve la página.

Toma tu tiempo buscando y enlazando tus referencias bibliográficas, como cuando entregabas tus tareas en la universidad y tus profesores no te aceptaban nada sin tener una sección de bibliografía al final de tu trabajo.

No se trata de hacer enlaces de forma indiscriminada y sin razón.

Cuando realices un enlace externo, procura que este sea hacia un sitio dentro de tu mismo nicho o industria. Los algoritmos de Google revisan más factores de los que te imaginas, como la reputación del sitio, el público al cual está dirigido y el giro de la empresa o persona que lo publica.

Según el sitio ShoutMeLoud.com estas son algunas de las consideraciones más importantes a tomar en cuenta para hacer un enlace externo:

  • Los sitios mencionados deben agregar valor y cubrir el tema del que se está hablando.
  • Los sitios enlazados deben tener buenas métricas de autoridad.
  • Enlaza artículos que tengan un gran número de shares en redes sociales.
  • Enlaza a bloggers en tu red o nicho, esto te ayudará a crear una comunidad con tus seguidores y otras personas que, igual que tú, generan contenido.

No te preocupes si buscar referencias te quita mucho tiempo y tu ritmo de generación de contenido disminuye, recuerda que es mucho mejor generar contenido de alta calidad que hacer mucho de algo que nadie va a querer leer.

5. Siguientes pasos

Un artículo de blog no sólo debe servir para informar al lector, para eso sirven las noticias o los libros. Lo que tú quieres es conducir a tus visitantes a que hagan algo que te aporte valor a ti también, ¿y qué mejor forma de generar valor que consiguiendo clientes?

La forma de conseguir esto es colocando cuál es el siguiente paso después de haber leído el artículo.

¿Qué es lo que quieres que hagan tus lectores después de leer?

Tienes varias opciones que no son excluyentes, es decir, puedes utilizar uno o varios de estos:
 — Artículos relacionados: estos funcionan bastante bien para disminuir el rebote y aumentar el tiempo de navegación en tu sitio web. Son especialmente útiles si tienes un sitio web que vende contenidos, como una revista digital, un periódico o un sitio de noticias.

— Promociones: cuando necesitas movilizar algún producto en particular puedes colocar un anuncio sobre descuentos temporales para eliminar tu inventario.

— Productos: cuando escribes un artículo que gira sobre un problema y la solución a dicho problema es un producto que vendes, no solo basta con mencionarlo en tu texto, también debes colocar una imagen vistosa que refuerce el mensaje que tú vendes ese producto. Podría parecer exagerado, pero debes ser extremadamente claro sobre el hecho que tú lo vendes.

— Otros recursos: cuando escribes un artículo y tienes un ebook que profundiza sobre el tema, es aquí donde debes promocionar ese recurso para invitar a las personas a que lo descarguen.

No tengas miedo de promocionar todos tus recursos y mientras más visibles sean, mejor funcionarán.

About The Author

Dzyan Rangel
Director General. Especialista en Estrategia de Marketing Digital.
¿Cómo convertirse en un líder digital?

¿Estás Listo para Comenzar?


Déjanos tus datos y nos comunicaremos contigo o llámanos para pedir una cotización

WeWork Reforma Latino
Reforma 296 Piso 38,
Juárez, C.P. 06600
Ciudad de México, CDMX